/ El País / Oposición pide enterrar ley de medios

Oposición pide enterrar ley de medios

Los precandidatos de la oposición coincidieron en reclamar al Frente Amplio que no insista en aprobar el proyecto de ley de Medios en plena campaña electoral. La izquierda fijó el asunto como prioridad y pretende tratarlo tras las internas de junio.

Los cinco precandidatos de la oposición coincidieron en afirmar que la ley de Medios que el Frente Amplio pretende aprobar este año es “mala”, careció de “debate” y su análisis debería ser postergado hasta la próxima legislatura. Cuestionan al Frente Amplio por instalar el tema en campaña electoral y le adjudican diversas intenciones.

La ley de medios sigue recibiendo modificaciones por parte del Poder Ejecutivo. La última prevé que sean los jueces civiles los que determinen si la normativa para el espacio de protección es violada por los medios y apliquen las sanciones correspondientes. La ley prevé una serie de regulaciones que afectan, fundamentalmente, contenidos de los medios audiovisuales y la publicidad.

El precandidato blanco, Jorge Larrañaga, dijo a El País que “es una imprudencia democrática” proponer la sanción de la ley de Medios en medio de una campaña electoral.

“No se puede discutir en el Parlamento una ley de Medios de comunicación en el curso de una campaña, es realmente violentar la relación entre los partidos, es violentar una discusión cívica de tolerancia. No es el momento, lo que hace el Frente es decir ´porque me voy, quiero dejar una ley, porque ahora tengo los votos´. Es una suerte de resignación, piensan: ´como todavía tengo la mayoría parlamentaria, voy a aprovechar hasta el último momento´. Es el peor mensaje el que están mandando algunos sectores del Frente Amplio”, dijo Larrañaga.

Dijo que está a la espera de “la opinión de los principales referentes del gobierno y la opinión de los precandidatos del Frente Amplio” contra el proyecto y la oportunidad de su análisis.

“Hay cierta amenaza a los medios de comunicación en plena campaña y eso no es aceptable, por eso digo que es una imprudencia democrática. Es decirle a los medios: “Tengo el perro de la cadena y lo puedo soltar”. No contribuiría al mejor clima político del país”.

Larrañaga dijo que mantiene su planteo de hacer un acuerdo entre los precandidatos de todos los partidos para que la ley sea tratada en la próxima legislatura. “Parece increíble que a diez días de una elección interna se siga hablando del tema. No tiene sentido ni razón, en un año electoral, tratar este asunto”, dijo.

Peligrosa.
El precandidato blanco Luis Lacalle Pou entiende que “la mejor ley de Medios es la que no existe” y que el texto actualmente a estudio “es peligroso” porque tiene aspectos inconstitucionales” por lo que su discusión debería ser más cuidadosa y quedar para el próximo año.

El diputado Álvaro Delgado, que ha participado en la discusión del tema, dijo a El País que la ley a estudio tiene un contenido “hiperreglamentarista” , incluye aspectos negativos como el “blindaje” de actividades monopólicas de Antel y da la potestad de controlar contenidos “al poder político de turno”. “Nosotros estamos dispuestos a discutir en el primer año del próximo gobierno una ley de telecomunicaciones que regule, por ejemplo, las frecuencias pero no los contenidos y que dé rango legal a algunos decretos hoy vigentes. Regular contenidos puede llevar a la peor de las censuras, que es la autocensura. La ley como está es un arma amartillada que apunta a los medios”, explicó.

También consideró que si se pretende que los jueces tengan la función de controlar los contenidos de los programas de televisión en el horario de protección al menor, se debería consultar a la academia y a la Suprema Corte de Justicia. “A la Justicia se le están agregando temas”, advirtió.

El proyecto de ley “es peligroso, muy vulnerable y tiene aspectos inconstitucionales porque apunta a hiperregular a una cantidad pequeña de medios. Deja afuera a las cadenas internacionales cuyos contenidos, horarios y publicidad no se pueden regular desde Uruguay porque sus señales no son específicas para el país”, aseguró. “Esto puede llevar a que haya menos medios nacionales y más internacionales”, advirtió.

“Esperemos que prime la sensatez y que este proyecto que tiene nada menos que 185 artículos quede para el próximo año”, señaló.

Ventaja.
El precandidato colorado Pedro Bordaberry dijo a El País que está “totalmente” en contra de la ley de Medios y de regularlos.

“Es absolutamente inoportuno votarla en la mitad de la campaña. La ley le dará, en los hechos, al Frente Amplio más del doble de publicidad electoral que al Partido Colorado, y casi el doble que al Partido Nacional. Es decir, esta ley le asegurará a Tabaré Vázquez el doble de publicidad que a los otros candidatos, lo que es violatorio de los más elementales principios de competencia electoral y republicanos. Además, al regular tiempo de medios en época electoral, esta ley requiere mayorías especiales, por lo que de no contar con ellas, esta ley es inconstitucional”, afirmó.

Bordaberry interpreta que “el apuro de aprobarla antes de la elección obedece al objetivo de obtener esa ventaja; no tiene otra explicación, el apuro por aprobarla antes de octubre y noviembre, y además, coincide con la preocupación del Frente Amplio con su baja en encuestas y su escasa movilización. Ello, los lleva a buscar en la liga lo que no encuentran en la cancha”, sostuvo.

El precandidato colorado José Amorín Batlle afirmó a El País que la ley es “mala” y contiene “restricciones severas a la libertad de prensa”.

“Es tanto lo que habría que cambiar que habría que hacer la ley toda de vuelta. Yo creo que no se tiene que regular nada. Esta ley viola la libertad de prensa. Yo estoy de acuerdo con lo que dijo el presidente (José) Mujica en Brasil, la mejor ley de Medios es la que no existe. Tiene que hacer lo que dijo que iba a hacer, tirarla a la papelera”, enfatizó.

Amorín Batlle dijo que debatir cambios al proyecto “no tiene sentido” porque “la ley seguirá siendo mala”.

Consideró que “el gran error que tiene esta ley es que se mete con los medios audiovisuales pero no dice nada de internet, cuando en pocos años todo va a pasar por internet. ¿Qué sentido tiene regular eso si no se regula lo otro? Esto lo que hace es profundizar el monopolio de Antel. Tampoco creo que se tenga que regular internet. Pero esta ley, así, no tiene sentido”, afirmó.

También el precandidato del Partido Independiente, Pablo Mieres, se opone al proyecto.

“Creo que para que la ley de Medios se vuelva aceptable tendría que abrirse nuevamente un debate entre todos los partidos. Un debate que nunca existió. El Frente Amplio ha decidido votar una ley sobre la libertad de expresión sin generar un diálogo institucional de todos los partidos. Yo me entero por la prensa que están pensando cambios. Nadie consulta nada, nadie debate nada”, dijo a El País.

También apuntó al capítulo sobre publicidad, al que consideró “antidemocrático” porque “el Frente Amplio se adjudica a sí mismo la mitad de la publicidad gratuita. Eso hay que corregirlo. “El FA debería hacer un llamado multipartidario, porque es una ley demasiado importante, esencial para la democracia, para resolver por un voto y a las corridas” sentenció.

OPINIÓN LEY DE MEDIOS
Jorge Larrañaga
“Hay cierta amenaza a los medios de comunicación en medio de una campaña y eso no es aceptable. Es una imprudencia democrática”.

Luis Lacalle Pou
“Esta es una ley muy peligrosa porque tiene aspectos inconstitucionales. Sostengo que la mejor ley de medios es la que no existe”.

Pedro Bordaberry
“El apuro para votar la ley obedece a que estipula que el Frente Amplio tendrá el doble de publicidad que los partidos Nacional y Colorado”.

José Amorín Batlle
“La ley tiene severas restricciones a la libertad de prensa. No estoy de acuerdo con regular nada pero a esta ley hay que hacerla toda de vuelta”.

Pablo Mieres
“El Frente ha resuelto votar una ley sobre la libertad de expresión sin abrir un debate, me entero por la prensa de los cambios que introducen al texto”.

El País, 23 de mayo de 2014

Comments are disabled

Comments are closed.