/ Búsqueda / Mujica evalúa otorgar un canal compartido a Pop TV y Consorcio Giro

Mujica evalúa otorgar un canal compartido a Pop TV y Consorcio Giro

La decisión del gobierno frenteamplista de adjudicar nuevos canales de televisión abierta en el marco de la implementación de la tecnología digital fue celebrada por actores políticos y sociales de izquierda como una oportunidad de dotar de “diversidad y pluralismo” a un sistema de medios audiovisuales que, sostienen, está dominado por un “oligopolio” de empresas privadas.

El propio presidente José Mujica dijo en febrero ante la bancada del Frente Amplio que no le daría nuevos “canales a la derecha, que ya tiene bastante” (Búsqueda Nº 1.700) y que estaba usando “táctica política” para asignar los nuevos espacios.

El presidente decidió otorgar señales a VTV —vinculado a Tenfield— y al Consorcio Pop TV, dejando afuera al Consorcio Giro, de los editores de “La Diaria”, que había sido el mejor evaluado por la comisión asesora.

Eso generó que algunos de los que apoyaban el proceso de adjudicación cuestionaran a Mujica por excluir a un grupo de cooperativas, dejar sin “contrapeso” a los actuales canales privados y contrariar la “diversidad” que buscaba fomentar.

Por eso, en los últimos días los integrantes del gobierno consideraron la situación y evalúan la posibilidad de adjudicar uno de los canales a Pop TV y a Consorcio Giro para que lo compartan emitiendo cada uno una señal principal y desechando sus propuestas para señales secundarias, dijeron a Búsqueda fuentes de la Torre Ejecutiva.

Pop TV había propuesto como señal secundaria en baja definición una infantil y Consorcio Giro pretendía emitir una señal experimental con contenidos universitarios.

“Lógica infantil”. Durante este año el gobierno decidió que las tres empresas que operan en la actualidad (Monte Carlo, Saeta y Teledoce) lo sigan haciendo en el futuro y que se otorguen dos nuevos canales. Cuando abrió el llamado se presentaron seis interesados.

Las propuestas fueron evaluadas por la Comisión Honoraria Asesora Independiente (CHAI) y por la Unidad Reguladora de Servicios de Comunicaciones. La CHAI elaboró una lista con puntajes, que fue encabezada por el Consorcio Giro, integrado por “La Diaria” y Demos. La segunda calificada fue la propuesta de Saomil, sociedad anónima que representa al canal para abonados VTV, y tercero quedó el Consorcio Pop TV, integrado por la productora Oz Media y la editorial “Bla”.

A su vez, la Ursec observó que en los documentos que acreditan la capacidad financiera de Consorcio Giro “no se muestra razonable concordancia con el Proyecto Técnico y los aspectos técnicos incluidos en el Proyecto Comunicacional que se proponen”.

La semana pasada, el ministro de Industria, Roberto Kreimerman, redactó un proyecto de resolución que fue comunicado a los interesados y que recomendaba otorgar los canales a VTV y Pop TV, ya que la propuesta de Giro adolecía de falta de “viabilidad económica”.

Los representantes de Consorcio Giro discreparon con la decisión y anunciaron que presentarían en el plazo de 10 días hábiles para hacer descargos las pruebas de que cuentan con suficientes fuentes de financiamiento.

En un comunicado difundido el miércoles 25, afirmaron que la interpretación que el MIEM hizo del informe de la Ursec es “equivocada”, ya que el proyecto es “viable” y cuenta con varios inversores interesados en financiarlo.

“Confiamos en que el desenlace de este proceso permita reales avances en la diversidad y calidad de la televisión uruguaya, para darle un giro a demasiadas décadas de lo mismo”, decía el comunicado.

El jueves 26, Mujica justificó en Nueva York la decisión de su gobierno. “Tenemos miedo respecto a la viabilidad económica de proyectos que se presentaron. Y no queremos trasladar crisis que después se transforman en reclamos que se van a hacer en el Estado”, afirmó, según la Secretaría de Comunicación de la Presidencia.

No obstante, Mujica recordó que “quedan dos canales para adjudicar” —ya que el gobierno decidió adjudicar menos que la cantidad que permite la tecnología— y “si la experiencia indica que la plaza resiste, ahí están para adjudicarse para la administración que viene”.

Luego mencionó que hay “propuestas muy buenas, pero muy débiles desde el punto de vista económico” y se refirió a la del Consorcio Giro. “Hace un mes, por el carácter cooperativo, nos pidieron en el Fondes (fondo creado por el gobierno para financiar proyectos autogestionados) un apoyo para sacar una revista (la revista “Lento”). Un apoyo de 400.000 dólares. ¡Si para sacar una revista precisabas un préstamo, no me pidas un canal ahora! Porque además, si me pedís plata para eso y me pedís un canal, quedo como si te doy plata, levanto centro y voy a cabecear. Es una lógica infantil”.

“No hice de esto una cuestión ideológica. Si fuera por las ideas, se lo tendría que haber dado a (Federico) Fasano, que como empresario sé que ha tenido problemas con los trabajadores, pero como línea, siempre me ha defendido. No tengo empacho en decirlo. Pero no lo podía hacer porque económicamente era imbancable y era un lío que iba a tener después, con trabajadores, reclamos, etcétera. Por eso opté por el camino de la verdad, con honradez intelectual”, agregó.

Ese día, Marcelo Pereira, director de “La Diaria”, le respondió a Mujica que el préstamo pedido al Fondes hace cerca de un año todavía no fue otorgado y que a pesar de ello pudieron sacar la revista. Sostuvo que Giro “tampoco tiene vocación de vivir del Estado” y negó que el proyecto se base en el financiamiento del Fondes.

El mismo jueves 26, la Federación de Cooperativas de Producción del Uruguay difundió un comunicado en el que manifestó “su apoyo al proyecto comunicacional presentado por el Consorcio Giro” y expresó su deseo de que “el Poder Ejecutivo revea a la brevedad la injusta decisión permitiendo que el proyecto cooperativo del Consorcio siga adelante”.

Ayer miércoles 2, representantes de Consorcio Giro se reunieron con Kreimerman y le informaron que documentarán sus fuentes de inversión.

Sin “contrapeso”. La decisión del gobierno de dejar afuera a “La Diaria” disparó las críticas de políticos, periodistas y ciudadanos simpatizantes del Frente Amplio que consideran que se cierra así la puerta al proyecto que podía aportar “diversidad” en la televisión abierta. La red social Twitter fue escenario de varias de las protestas.

“De cinco señales, el gobierno de izquierda pretende ignorar una cooperativa y dar tres señales a las familias de canales privados y al señor Paco Casal”, escribió allí Gonzalo Frasca, académico de la Universidad ORT e integrante del proyecto Giro, el miércoles 25. “No quiero hacer suposiciones; sólo pienso que la izquierda perdió una oportunidad histórica de hacer las cosas en forma transparente”, opinó la periodista de “La Diaria”, Natalia Uval.

El jueves 26 se acentuaron las críticas desde el ámbito político.

“En la lógica actual, solo podrán tener medios de comunicación quienes tienen dinero, duro si no cambiamos la cabeza”, escribió Daniel Arbulo, edil del Partido Socialista. “El oligopolio está de fiesta!! No habrá contrapeso a los 3 grupos q manejan nuestra TV hace más de 60 años”, afirmó el diputado suplente Nicolás Pereira, del grupo CAP-L. “Me gustaría ver que los pre-adjudicados no tienen préstamos de ningún tipo, y menos aún de la banca pública”, sostuvo el ex director general del Ministerio de Transporte, Pablo Ferrer. “La implacable lógica del poder del capital: una cooperativa no puede tener un canal de televisión. Los De Feo y los Romay, en cambio, sí”, publicó Pablo Chargoñia, abogado vinculado al PIT-CNT. “No hay que dar por terminado el asunto, recién le dieron vista del expediente. Hay que pelearla!”, agregó el diputado del MPP, Alejandro Sánchez.

Sergio de Cola, director nacional de Telecomunicaciones, defendió en “El Espectador” la decisión del gobierno, dijo que “no está documentada” la fuente de financiamiento del proyecto Giro y sostuvo que, salvo que surjan nuevos elementos de juicio, la recomendación del Ministerio de Industria será respaldada por el presidente.

Los integrantes de Consorcio Giro, Marcelo Pereira, Damián Osta y Florencia Donagaray, fueron entrevistados en el programa “En Perspectiva” el viernes 27. Osta afirmó que creen “en la capacidad de revertir esta situación y en que esta es la forma de modificar el paisaje de la televisión uruguaya”.

“Si se sigue adelante con el proyecto de resolución que el MIEM redactó, la televisión uruguaya cambiaría muy poco porque se les otorga a los tres canales privados de facto un canal a cada uno, otro a Paco Casal y el otro a una productora muy próxima a los canales, que va a funcionar además en el estudio de Florencia de Feo. Nosotros significamos una amenaza para el statuquo de la televisión y creemos que si el Poder Ejecutivo está dispuesto a democratizar y a diversificar las voces que hoy en día llegan a la televisión uruguaya debería reconocer lo que este equipo técnico le sugiere, y debería respetar ese orden de asignación”, opinó.

La Coalición por una Comunicación Democrática, que representa a diferentes organizaciones sociales afines al gobernante Frente Amplio, cuestionó el lunes 30 en un comunicado que se haya “dejado fuera de carrera un proyecto colectivo que ha demostrado sobradas credenciales como proyecto de comunicación”.

“La diversidad y el pluralismo son un requisito indispensable para un sistema de medios democrático. Pero el nuestro presenta una sola línea editorial que es muy similar en todos los actuales permisarios. El proyecto del Consorcio Giro aporta una voz diferente a las actuales y representa el modo de ver las cosas de una porción significativa de los ciudadanos de este país, que no se encuentran representados por las opciones presentes en el espectro”, sostuvo la organización.

Los integrantes de la Coalición —con excepción de la Asociación de la Prensa Uruguaya, que se abstuvo de acompañar el comunicado porque tiene un delegado en la CHAI— propusieron que el presidente asigne “tres canales a los proyectos que recibieron mayor calificación” y “que el mercado decida cuáles son los más aptos para mantenerse” o que el mandatario pida “ampliación de información a los proyectos bien calificados que le presentan dudas”.

El grupo llamó a Mujica a “aprovechar el tiempo que queda para dotar a la televisión nacional de un pluralismo democrático en consonancia con los estándares internacionales”.

El martes 1º “La Diaria” informó que el Comité Ejecutivo Nacional del Partido Socialista analizó el tema, estudió los “endebles argumentos” de Mujica y concluyó “que se está perdiendo una oportunidad de consolidar la actividad de los sectores cooperativos en la comunicación”, según dijo el secretario general de ese sector, Yerú Pardiñas.

Los socialistas anunciaron que pedirán explicaciones al Poder Ejecutivo para “comprender cuáles son las bases de su decisión”.

La Asociación Mundial de Radios Comunitarias (Amarc) difundió ayer miércoles un comunicado en el que objetó la forma en que Mujica manejó las autorizaciones de TV digital en los sectores comercial y comunitario, que según ellos “vuelve a instalar la práctica de la decisión coyuntural política en la asignación de frecuencias”, y exigió que “el acceso a los medios no siga quedando en las manos de los mismos de siempre”.

Hasta el empresario Federico Fasano —cuarto en la clasificación de la CHAI— respondió a las declaraciones de Mujica en una carta publicada en “La República”, defendió que su proyecto es “viable” y afirmó que está dispuesto a dar un “paso al costado” para “permitir a otros seguir con la bandera” de la izquierda porque —dijo— él ya tiene “los brazos acalambrados de tanto llevarla enhiesta”.

 

Búsqueda, 03 de octubre de 2013

 

 

Comments are disabled

Comments are closed.