/ El Observador / Fibra óptica: un negocio que explota en América Latina

Fibra óptica: un negocio que explota en América Latina

La empresa japonesa proveedora de fibra óptica de las principales empresas de telecomunicaciones de la región continúa con un crecimiento sostenido. ANTEL, con su proyecto de FTTH, es su principal cliente en Uruguay.

Furukawa, la empresa japonesa fabricante de sistemas de cableado estructurado y redes de comunicación, celebró los cinco años de su planta ubicada en Berazategui, Buenos Aires, con el anuncio de importantes proyectos a nivel regional. En febrero, comenzará a funcionar una nueva sede en la zona de Palmira, Colombia, en la que se invirtieron US$ 5 millones y que permitirá a la empresa fortalecer y ampliar su marca en el área de Centroamérica. 

“(En estos cinco años) logramos una penetración muy fuerte en el mercado, nos convertimos en un partner estratégico para muchos implementadores. Estamos ofreciendo una amplia gama de productos de calidad internacional con fabricación local”, explicó el gerente comercial de Furukawa para el Mercosur, Diego Martín. “Para quienes formamos parte de Furukawa, haber llegado hasta aquí constituye un nuevo punto de partida que nos desafía, siempre, a seguir mejorando”, agregó.

La fibra óptica es hoy el medio de trasmisión de información de mayor capacidad disponible para las telecomunicaciones, que posibilita el acceso a internet a las más altas velocidades y permite enviar una gran cantidad de datos a distancias considerables. 

Se trata de una especie de hilo muy fino por el que se envían pulsos de luz que representan los datos a transmitir.  Es de una calidad superior al cobre, puede estar hecho tanto de vidrio como de plástico, lo que  permite transmitir información digital de gran calidad. Los precios establecidos, dependiendo del cable que se trate, varían entre US$ 1 y US$ 8 el metro.                                                                           

Desde la planta de Furukawa en Argentina, segunda en la región luego de la ubicada en Curitiba, Brasil,  se fabrican y venden 250 mil kilómetros de cables de fibra óptica por año. De esa cantidad, el 5% se vende al mercado uruguayo. A nivel nacional, ANTEL –con su proyecto de llegar con fibra óptica a cada hogar del país (FTTH)–, se ha convertido en el principal cliente de Furukawa.

“En estos últimos años  hemos trabajado en función a los planes agresivos, en el buen sentido de la palabra, que ha tenido el gobierno de Uruguay. Estamos abasteciendo desde aquí a productos de conectividad de FTTH. Además, trabajamos con otras empresas privadas, con proyectos de menos envergadura, de sectores como el financiero y el de turismo”, explicó Martín. 

En la actualidad la empresa de comunicaciones estatal se encuentra en plena instalación de cables con esta tecnología, que sustituyen a los de cobre, con los que además de mejorar la calidad y velocidad de la transmisión tanto de señales de voz, como de datos y video, se mejoran los problemas técnicos que representan los cables convencionales.  El proyecto en total prevé la instalación de 2.000 kilómetros de cableado. 

Con esta tecnología, ANTEL podrá, además, atender a sectores y empresas que demanden mayor banda ancha a precios competitivos. Por otra parte, la demanda crecerá teniendo en cuenta que  la nueva tecnología 4G que se viene desarrollando para la telefonía inalámbrica podrá aumentar hasta 100 veces la velocidad de conexión que tiene un usuario actualmente con los teléfonos inteligentes y tabletas.

Conexión a la Copa del Mundo
Para el próximo campeonato mundial de fútbol, se espera que, como nunca antes, las personas lleven a los estadios dispositivos móviles de última tecnología, con alta demanda de ancho de banda. Por lo tanto, el acceso a internet es una de las principales preocupaciones para los organizadores.

Furukawa será el principal proveedor en la mayor parte de las sedes. El Arena Castelão, primer estadio inaugurado en este marco en Fortaleza, ya cuenta con esta tecnología. Fueron utilizadas soluciones para el tendido de redes de fibra óptica y de cobre que proporcionan más de 1.500 puntos de acceso.

“Estamos trabajando para que los estadios en Brasilia, Cuiabá, Manaos, Salvador, Curitiba, Recife, Porto Alegre y Natal cuenten con idéntica calidad tecnológica”, dijo el gerente comercial de Furukawa Brasil, Roberto Kihara.

 

250 mil – es la cantidad de hogares conectados con fibra óptica que ANTEL espera superar para fines de este año
12 – veces más es la velocidad de transmisión que ofrece la fibra óptica en relación a lo que se puede alcanzar en cobre

 

El Observador, 02 de octubre de 2013

 

 

Comments are disabled

Comments are closed.