/ El País / Diputados vota Rendición y ya se discuten cambios al articulado

Diputados vota Rendición y ya se discuten cambios al articulado

Diputados de todos los partidos manifestaron su rechazo a una disposición de la Rendición de Cuentas que amplía las restricciones a la información pública y pidieron analizarla de manera independiente.

Una disposición del proyecto de Rendición de Cuentas que amplía las restricciones a la información pública sería modificada en el Senado debido a su rechazo generalizado, incluso dentro de la bancada del Frente Amplio.

Se trata de una disposición que modifica al artículo 9 de la ley 18.381, aprobada en 2008, que promueve la transparencia de la función administrativa de todos los organismo público, sea o no estatal, y que garantiza el derecho fundamental de las personas al acceso a la información pública.

Los cambios incluidos en el artículo 36 del proyecto extienden a las empresas públicas la posibilidad de pedir la declaración de confidencialidad de la información cuando se encuentren bajo el régimen de libre competencia con privados.

Los cuestionamientos fueron iniciados por el diputado nacionalista Pablo Abdala, quien calificó la norma como “antidemocrática”. El legislador del Partido Colorado Juan Manuel Garino afirmó que se trata de “la norma más grave de la Rendición de Cuentas” porque “afecta la publicidad en la gestión administrativa de la administración pública. Esta norma puede negar el acceso a los ciudadanos a esa información”.

En nombre de la bancada del gobierno, el diputado Felipe Michelini (Nuevo Espacio) admitió que esa norma “ameritaría una discusión por separado”.

“Ha habido una práctica de la administración que se basa en el secretismo. La lógica del secretismo es una cultura arraigada en la administración. La aplicación de esta ley ha tenido claroscuros, elementos de discrecionalidad no cooperante y otros donde sí se ha cooperado”, dijo Michelini y agregó que “también hay cosas que no fueron pensados como otros mecanismos de acceso a la información”.

 

Michelini negó que se trate de una norma “del tipo de un régimen dictatorial”, y adelantó que “seguramente en el Senado habrá una segunda lectura de este artículo. No es un retroceso copernicano en relación a la ley de Habeas Data”.

La diputada del MPP Susana Pereyra defendió el artículo. Dijo que el propósito de la norma “no es ocultar información” sino “que no se libere cualquier documento previo a una decisión”. 

En el mismo sentido, diputado oficialista Carlos Gamou (CAP-L) dijo que liberar cierta información “puede afectar el marketing estratégico de empresas” como Antel. 

 

El País, 14 de agosto de 2013

 

 

Comments are disabled

Comments are closed.