/ todo / LICCOM resuelve expresar las siguientes consideraciones sobre el proyecto de Ley de SCA

LICCOM resuelve expresar las siguientes consideraciones sobre el proyecto de Ley de SCA

La Comisión Directiva de la Licenciatura en Ciencias de la Comunicación en sesión ordinaria de fecha 04/07/13 referida al Proyecto de Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual adoptó la siguiente resolución:

 
Visto el Proyecto de Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual actualmente a estudio del Parlamento Nacional.
La Comisión Directiva de la Licenciatura en Ciencias de la Comunicación resuelve expresar las siguientes consideraciones:
1- La iniciativa legislativa parece oportuna y adecuada, en tanto pone al día la legislación uruguaya en la materia, cuyos aspectos principales fueron elaborados en tiempos de la dictadura. El proyecto está en sintonía, en términos generales, con los estándares propuestos por los organismos internacionales pertinentes y los acuerdos suscritos por nuestro país. Entre otros, la Convención sobre Diversidad Cultural y los Indicadores de Desarrollo Mediático de la UNESCO, el Pacto de San José de Costa Rica, las recomendaciones de las Relatoría de Libertad de Expresión de la OEA y la ONU. Recoge además buena parte de lo elaborado por el Comité Técnico Consultivo que trabajó durante 2010 sobre este tema, con una integración plural de actores sociales, empresariales, gremiales y académicos.
2- Asimismo se entiende conveniente mejorar algunos aspectos del proyecto para que cumpla efectivamente con esos estándares y acuerdos. Entre ellos:
a. Incluir como objeto de regulación a todos los servicios de comunicación audiovisual, independientemente del soporte tecnológico que utilicen -incluido internet-, más allá de establecer las diferencias que correspondan entre los que requieren o no licencias y adjudicación de espectro radioeléctrico.
b. Asegurar una mayor eficacia a las disposiciones que buscan evitar la concentración de medios en monopolios u oligopolios, incorporando una definición precisa de grupos económicos, límites a la cantidad de suscriptores de los sistemas de pago a nivel departamental, prohibiciones de uso de testaferros, propiedad cruzada entre medios de distinto tipo (por ejemplo televisión abierta y de pago) y prácticas anticompetitivas tales como imposición de programación, acuerdos sobre precios y reparto de mercados. También es importante exigir planes de desinversión para los actuales grupos que superan actualmente los límites de concentración previstos y limitar fuertemente el alquiler o cesión de espacios a terceros.
c. Eliminar disposiciones que pueden dar lugar a confusión, como la de artículo 99 del proyecto, que podría exonerar a todos los actuales adjudicatarios de cumplir con la Ley. También se debe evitar que se renueven las licencias al finalizar su plazo cuando haya nuevos interesados y no haya espectro disponible, realizando llamados públicos abiertos de modo rápido y transparente. Este tipo de disposiciones pueden volver inoperante el derecho a crear nuevos medios de comunicación en condiciones igualitarias para todos.
d. Garantizar la mayor independencia posible al Consejo de Comunicación Audiovisual, tanto del gobierno en ejercicio como de los intereses de grupos económicos. Por ejemplo eligiendo a sus miembros por mayoría especial de la Asamblea General y tras un proceso transparente y público de nominaciones con participación ciudadana. Este Consejo debería ser un organismo desconcentrado y contar con todas las potestades sancionatorias. Asimismo se entiende conveniente que el Servicio Nacional de Radio y Televisión Público cuente con un Consejo Asesor con participación de diversos actores de la producción audiovisual, la sociedad civil y la academia, como es habitual en otros países.
e. Dotar de instrumentos y recursos adecuados a algunos de los organismos previstos en la Ley. Por ejemplo, previendo un Relator especial dentro de la Institución Nacional de Derechos Humanos para ejercer las funciones de Ombudsman de los Servicios de Comunicación Audiovisual. También es importante que la Comisión Honoraria Asesora de Servicios de Comunicación Audiovisual cuente con recursos que le permitan realizar adecuadamente su trabajo, dada la experiencia ya registrada con organismos de este tipo, cuyas tareas serán absorbidas por esta Comisión.
f. Establecer criterios claros para las cuotas de producción nacional audiovisual previstos en la Ley, de modo de asegurar que cuenten con un porcentaje importante de trabajo nacional en lo rubros principales, así como disposiciones que eviten que el cumplimientos de estas cuotas se diluya en repetición de producciones ya emitidas. Estas disposiciones podrían aplicarse de modo gradual para facilitar su cumplimiento. También deberían mantenerse cuotas de producción nacional para la publicidad y establecer, en este rubro, limitaciones más firmes a los tiempos de emisión, la explotación de niños y adolescentes, la discriminación y el trato denigrante por condiciones sociales, étnicas, de nacionalidad, género, religiosas o discapacidades.
g. Incluir un capítulo específico sobre educación para la comunicación, en el sentido acordado por el Comité Técnico Consultivo de 2010, articulando acciones en tres áreas. Por un lado la formación de los ciudadanos para una comprensión crítica y un uso creativo de los medios de comunicación, incorporándola de modo transversal en el sistema educativo formal y en los ámbitos de educación no formal. Por otro lado estímulos al cumplimiento del papel educativo de los medios de comunicación, especialmente con producción de contenidos de calidad, incluyendo la ficción y el entretenimiento. Finalmente la formación de calidad de los profesionales de la comunicación, tanto a nivel técnico como universitario, en estrecha relación con el campo profesional. Estas tres áreas de acción deberían confluir en un Plan Nacional de Educación para la Comunicación, acordado con los diversos actores involucrados y con recursos de los organismos que participan y de una parte de los fondos provenientes del precio por derecho a uso de espectro.
h. Prever de modo más completo y preciso lo referido al ejercicio de la cláusula de conciencia de los periodistas y de todos los trabajadores vinculados a los servicios de comunicación audiovisual, incluyendo la negativa a participar en la producción informativa que atente contra principios éticos, así como protecciones contra despidos originados en el cumplimiento de los mismos o cambios en la línea editorial que imposibiliten su permanencia en el medio.
3- En todos estos aspectos se resuelve apoyar las propuestas elaboradas conjuntamente en el marco de la Coalición por una Comunicación Democrática, de la que formamos parte.
4- Se resuelve asimismo dar a conocer estas resoluciones a los organismos y colectivos universitarios correspondientes.
5- Finalmente la Licenciatura ofrece a los legisladores su asesoramiento, si lo estiman pertinente, para la discusión y elaboración de alternativas para cada uno de estos temas o para otros que puedan requerirse, poniendo también a disposición su red de vínculos académicos para acceder a información y análisis de la normativa vigente en otros países.
(7 en 7) Unanimidad
 
(Exp. Nº 251900-001044-13) – (Distribuido Nº 339/13 y 340/13)
LICCOM, 09 de julio de 2013

Comments are disabled

Comments are closed.