/ todo / Ley de medios: Gobierno sale en su defensa ante oposición

Ley de medios: Gobierno sale en su defensa ante oposición

El nuevo sistema de adjudicación de ondas, la promoción de la industria nacional y las medidas para evitar la concentración de medios “no se negocian”, advirtió el Poder Ejecutivo, en una fuerte defensa de la Ley de Medios, a la que calificó de “equilibrada y moderna”.

Se asegura que la polémica normativa “promoverá la transparencia y evitará prácticas discrecionales del pasado”.

Desde la oposición el Directorio del Partido Nacional comienza su ronda de contactos políticos para evitar que la iniciativa se vote en el Parlamento. La decisión fue tomada luego del planteo realizado por Jorge Larrañaga, que adelantó que si es presidente  derogará la norma.

Por su parte este domingo, el otro precandidato nacionalista, Luis Lacalle Pou, también se sumó a las críticas a la iniciativa y afirmó que “cuando una ley no genera libertad, es mejor no tenerla”.

El de ley de medios es un proyecto abierto a discusión y a eventuales modificaciones que puedan surgir del intercambio parlamentario. Esto lo han repetido varias veces tanto el presidente José Mujica como diversos actores del Gobierno.

Ahora bien, en momentos que el proyecto viene siendo criticado fuertemente por parte de la oposición y desde los empresarios, el Poder Ejecutivo salió a marcar fuerte en las últimas horas su posición en defensa de la normativa propuesta.

En línea con lo expresado días pasados por el presidente, se recurrió a apelar a comparaciones con gobiernos anteriores, en particular al mecanismo al que se recurría para la asignación de ondas de radio y televisión.

Transparencia. Esa fue la palabra utilizada varias veces por el ministro de Industria, Roberto Kreimerman, para destacar los “avances” que al respecto constituye este proyecto de ley.

En ese sentido el jerarca remarcó una vez más que el proyecto está abierto a modificaciones:

“Estamos completamente abiertos a que el mecanismo institucional pueda ser perfeccionado. Avanzando hacia un sistema plural y transparente de medios de comunicación, los ajustes del caso serán discutidos y acordados a nivel parlamentario”, dijo.

Acto seguido, Kreimerman puntualizó que “la transparencia no se negocia”. Entre los aspectos que el ministro manejó como “no negociables” están: el nuevo sistema de llamados, los tiempos de adjudicación, la promoción de la industria nacional y las medidas para evitar la concentración de medios.

En ese sentido destacó que “asegura la transparencia en el proceso de concesión de autorizaciones y licencias”, que venían siendo otorgadas desde hace mucho tiempo de forma precaria y revocable.

Al respecto dijo que el de gobiernos anteriores era un “sistema inestable, pero que la larga se transformaba en permanente, porque las licencias no tenían fecha, con llamados discrecionales y no como ahora, que son “transparentes”.

Kreimerman dijo que el proyecto de ley de Medios, junto al concurso de interesados en prestar servicios de TV Digital, es parte de un política nacional de telecomunicaciones basada en cuatro pilares:: inversión pública y privada en los medios, máxima inclusión, desarrollo de la industria nacional y diversificación en la oferta de medios.

Al respecto el Poder Ejecutivo mostró satisfacción con el resultado del concurso abierto para TV Digital. La evaluación que se hace es “altamente positiva” según el subsecretario de Industria, Edgardo Ortuño.

El jerarca dijo que la presentación de nueve ofertas superó las expectativas del Gobierno, lo cual “reafirma la pertinencia  de la realización de los llamados abiertos, garantizando tanto la continuidad de los actuales operadores como la apertura a los nuevos interesados”.

Según aseguró Ortuño, el mecanismo fue reconocido por organismo internacionales tales como la Relatoría Especial de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y la Relatoría de Naciones Unidas sobre Libertad de Expresión.

En consonancia con Kreimerman, señaló que este mecanismo marca un “punto de inflexión” y un “avance en relación al pasado:

“Nos permite avanzar hacia un sistema de gestión de las autorizaciones a medios transparente, concursable y con mayor seguridad jurídica en la medida que se supera la precariedad y revocabilidad que caracterizaba a las autorizaciones anteriores que no se otorgaron por este mecanismo, lo que significa un avance en la modernización de la gestión”, sostuvo.

Por otra parte los cuestionamientos a la nueva normativa referida a medios de comunicación sigue recibiendo más críticas por parte de sectores que consideran serán perjudicados.

El miércoles pasado la Andebu compareció ante la Comisión de Industria de Diputados. Su presidente, Rafael Inchausti, dijo que el proyecto considera a los medios como una “amenaza social o un peligro para la población”.

Advirtió que, como los organismos de regulación previstos en el proyecto estarán autorizados a imponer millonarias multas y suspensiones o revocaciones de licencias, se crea un sistema “intimidatorio” el cual puede producir una “autocensura” tanto de los medios como de sus trabajadores.

A todo esto el diputado y precandidato nacionalista Luis Lacalle Pou se sumó en las últimas horas a la oposición a la ley.

Consultado al respecto dijo estar preocupado por el espíritu de la ley y cuestionó lo afirmado previamente por Mujica:

“Me preocupa que un gobernante diga una cosa y haga otra, da pena que una frase legitime el verso. Si el presidente me dice que la mejor ley de medios es la que no existe y después se manda una ley que tiene mas de 10 inconstitucionalidades y que orienta hacia un medio estatizado, no me parece lógico”, indicó.

Lacalle Pou dijo que Uruguay está acostumbrado a votar leyes “digiristas”, al asegurar que cuando una ley “no genera libertad, mejor no tenerlas”.

A iniciativa del senador Jorge Larrañaga, el presidente del Directorio del Partido Nacional, Luis Alberto Heber, comenzará una ronda de contactos para lograr en filas opositoras el compromiso de que, si blancos, colorados o independientes acceden al Gobierno, deroguen esta ley.

 

El Espectador, 21 de julio de 2013
Foto: Flickr.com/por Renée Johnson (vår resa)

 

 

Comments are disabled

Comments are closed.