/ El Observador / Para seguir viendo TV, 40% de los hogares deberá comprar canalera

Para seguir viendo TV, 40% de los hogares deberá comprar canalera

El gobierno subsidiará la compra de los adaptadores para los más pobres.

Cuando en 1980 las emisiones televisivas pasaron del blanco y negro al color, las familias uruguayas prendían la tele y, aunque no hubiesen comprado un receptor acorde, podían seguir viendo televisión. En 2015, cuando el país concrete el apagón analógico y todos los canales de aire comiencen a transmitir en formato digital, los hogares que hoy solo ven canales abiertos tendrán que comprar sí o sí una canalera. Antes que eso suceda, el gobierno pondrá al aire una campaña de información en los medios masivos para explicar que cualquier televisor sirve para ver televisión, aunque deberá tener un aparato adaptador. También podrán recibir las señales las pantallas con adaptador incluido.

En Uruguay, 60% de las residencias tienen contratado un servicio de televisión para abonados, según datos de la encuesta continua de hogares del Instituto Nacional de Estadística (INE). Casi 100%, además, tiene al menos un televisor en su casa.

Ese 40% que no tiene TV por cable y solo ve canales de aire, es el que debe incorporar tecnología para ver televisión digital, lo que implica una inversión casi ineludible.

Es por ello que en el gobierno se analiza la forma de que los aparatos tengan un costo razonable y existan subsidios para los hogares más pobres.

En otros países del mundo que ya cuentan con la tecnología, el gobierno regaló canaleras a las familias.

Las consultas que realizaron los técnicos de la Dirección Nacional de Telecomunicaciones (Dinatel) en el exterior indican que el precio de origen de las canaleras van de US$ 30 a US$ 40. A eso se le debe sumar el costo de flete, impuestos y comercialización. Se calcula que las cargas impositivas serán descontadas y que al venir por mar en contenedores desde China el precio del transporte no eleve demasiado el costo. Para la comercialización se disponen a negociar.

“Pretendemos que sea un equipo que tenga un precio razonable. Se está trabajando para que haya una facilidad, sobre todo para los hogares de menores recursos”, dijo a El Observador el asesor de la Dinatel en el tema televisión digital, Luis Ferrari.

El decreto que adopta la norma y el sistema de funcionamiento de la TV digital establece que el Laboratorio Tecnológico del Uruguay (LATU) será el encargado de certificar tanto las canaleras como los televisores para recibir las señales digitales. En junio quedará inaugurado un laboratorio específico para esa tarea en el parque del LATU, dijo a El Observador una fuente de la institución. Ese equipamiento fue donado por el gobierno de Brasil.

A fines de mayo en Montevideo, por otra parte, se realizará en el hotel Radisson Victoria Plaza un foro mundial con la participación de los países que adoptaron la norma japonesa-brasileña.

La campaña de medios intentará explicar en términos sencillos el asunto. “El televisor que tenés en tu casa, sirve”. Esa será la premisa central. Está en construcción, además, una página en internet de la televisión digital en Uruguay.

Recientemente el Poder Ejecutivo activó el llamado a interesados en explotar señales comerciales de televisión digital. Los plazos dan justo para que sean adjudicados antes de octubre, ya que la Constitución impide a los gobierno conceder permisos a menos de un año de las elecciones. Esa es la primera etapa del proceso. Hay cálculos que indican que en 2014 algunos canales ya comenzarán a emitir en digital.

 

El Observador, 19 de mayo de 2013

 

 

Comments are disabled

Comments are closed.